A Calderón y a Zedillo se les pasó la mano: López Obrador

La Prensa Sonora
2019-02-05

Excélsior

El presidente critica que ambos exmandatarios hayan trabajado para empresas luego de terminar sus gobiernos; si esta práctica no es ilegal, sí es inmoral, afirma

Gobierno de México, Andrés Manuel López Obrador, Presidencia de la República, Economía, Seguridad, Justicia, Educación, Política, Estados

El presidente Andrés Manuel López Obrador (der.) critica a los exmandatarios Felipe Calderón (arriba izq.) y Ernesto Zedillo por trabajar en empresas al finalizar sus gobiernos.

 

CIUDAD DE MÉXICO

No es nada personal, pero a los ex presidentes de México, Ernesto Zedillo y Felipe Calderón "se les pasó la mano" al concluir su mandato y prestar sus servicios como asesores de empresas extranjeras que estuvieron ligadas a acciones de gobierno en sus administraciones.

De esta forma respondió el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador a Felipe Calderón, quien retó al primer mandatario del país a debatir sobre el tema e incluso a presentarse a las conferencias matutinas que ofrece desde Palacio Nacional, luego de que el presidente de México señaló que incurrió en tráfico de influencias cuando al terminar su gestión como jefe del Ejecutivo federal se convirtió en miembro del consejo de administración de la empresa Avangrid, dedicada a la generación de energías limpias, y la cual según Calderón Hinojosa, creó diversos empleos en México.

Al descartar que su deseo sea debatir con Calderón, el presidente López Obrador ofreció disculpas al exmandatario si es que su dicho lo molestó.

"Yo no voy a debatir con el expresidente", respondió el jefe del Ejecutivo federal.

—¿Y si llegara a la mañanera y se sentara como Nino Canún acá atrás y le dieran la palabra?, se le preguntó.

—Pues ustedes  tendrían que tener cuidado, pero no, no, no, yo lo único que dije es que ex presidentes porque también lo hizo Zedillo, el caso de Zedillo lo tengo que plantear porque yo siempre digo lo que pienso, soy presidente y tengo que cuidar la investidura pero no creo que deba callar como momia, no se vio bien, no es ético, Zedillo, promueve la privatización de los ferrocarriles y  termina su mandato y se va a trabajar de asesor a una de las empresas que se beneficiaron con la privatización de los ferrocarriles nacionales; se rescata a los bancos con el Fobaproa y también, trabaja en uno de los bancos rescatados; en el caso de Felipe Calderón  tiene relaciones con las empresas extranjeras, como una

empresa,  que no coy a mencionar su nombre, termina su mandato  y se va de consejero de esa empresa" detalló el presidente.

De acuerdo con López Obrador en la actualidad este tipo de comportamientos no tienen cabida y es necesario cuestionar públicamente a quienes incurran en tales conductas, principalmente para que no vuelvan a presentarse.

"Que no se moleste,  que no se disguste, que le ofrezco disculpas pero que se les pasó la mano, eso no se puede hacer y no es un asunto legal y debe ser un asunto legal; un presidente tiene toda la información estratégica del país,  por  su  cargo establece relaciones; entonces, si no es ilegal, es inmoral, esas cosas ya no deben de seguir sucediendo y no quedarnos callados" estimó al calificar de vergonzoso que ex secretarios de energía también incurrieron en las mismas prácticas de tráfico de influencias.

Por último, fue enfático en resaltar que ya pasó el tiempo en que "se le tenía que rendir pleitesía" al corrupto de cuello blanco y llamar ratero al que sustraía por necesidad un cilindro de gas.

 

 

 



Comentarios de esta nota
Comenta esta nota
Medios Internacionales